18.9.12

Textos viejos

Me gusta esta fe renovada en mí

Me gusta el caminar del cangrejo en mi corteza
Las olas provocadas por el aire navegante.
Me gustan las luces de nuevo prendidas
y la verdad tras el reflejo escondido.

Me gusta perderme y luego encontrarme
Disfrutar el goce de conocerme, elegante
Cada vez más sensata, más humana.

Me gusta el camino que adoptan tus negros
Escudriñan, libidosos, la fertilidad entregada
Pliegues bruscos y suaves, redondeados y fluctuantes.
El final inminente con su humo perverso.


La fe condenada, renace en palabras.


(18.10.09)

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias